Los mejores helados de Bilbao

2017-05-22T17:20:56+00:00 3 mayo, 2017|

Aprovechando la llegada del mes de mayo te recomendamos las mejores heladerías del botxo

Ya seas de dulce o de salado, los helados son esa pequeña parada imprescindible que tarde o temprano todos terminan realizando en las soleadas y calurosas tardes de los meses de verano. Bilbao es una ciudad en la que el verano tarda en llegar y los meses de lluvia acostumbran a alargarse más de lo que la paciencia de muchos acostumbra a aguantar. Sin embargo, cuando el calor aprieta (que también lo hace), la ciudad se vuelca con el verano y la oferta de heladerías de la ciudad se convierte en un elemento muy a tener en cuenta entre los que quieran visitar la capital vizcaína a pleno sol. Los establecimientos que se dedican a la venta de este querido manjar ofrecen toda clase de ofertas dependiendo de lo que uno quiera probar. Los hay tradicionales, originales y con una oferta de sabores tan variada que incluso la imaginación se queda corta en ocasiones. En Bilbaoplan sabemos que el verano no es una opción y que estás deseando tanto como cualquiera probar las delicias que te esperan a la vuelta de la esquina. Mira y elige ¿Con cuál te quedas?

Nossi-Bé

La heladería Nossi-Bé ha sido noticia en multitud de ocasiones debido a su gran variedad de ingredientes poco convencionales. Este local céntrico de la capital vizcaína se ha ganado su fama a pulso gracias a una variedad de helados que va desde el clásico café o fresa hasta otros mucho menos habituales como el de chipirones en su tinta, kalimotxo o incluso queso Idiazábal. Una oferta muy poco frecuente que sirve para decir sin ninguna duda que se trata de una de las heladerías y establecimientos más originales de cuantos podremos encontrar en nuestro paseo veraniego por la ciudad.

Adelia Ivañez

Se trata de uno de los locales más clásicos de la villa de Bilbao. Tras ser fundado en nada menos que 1855 por un jijonense que importó de su tierra algunos de los dulces más interesantes, el comercio situado en la calle Correo 12 ha servido para que varias generaciones de bilbaínos  hayan tenido la oportunidad de conocer de cerca algunos de los principales sabores de la mejor tierra para los dulces. Además de sus archiconocidos turrones situados en uno de los emplazamientos típicos de la ciudad, el local también ofrece helados y otros productos que se encuentran entre las propuestas de mayor calidad de la villa.

Alaska

Alaska es una de las heladerías de referencia en cuanto a clásicos sabores y calidad insuperable. Aunque no tiene la tradición con la que cuentan los dos locales anteriores, resulta innegable que su atractivo reside en haber cobrado un especial protagonismo entre los bilbaínos en los últimos años.  Aunque el local es pequeño cuenta con una gradable terraza y una buena atención al cliente que le ha hecho ganarse el respecto de todos los vecinos. El propio local se describe como un punto de encuentro que “todos los bilbaínos saben perfectamente dónde está” y que ha logrado establecerse como una opción más que recomendable.

Amorino

Existen actualmente dos locales de la marca en Bilbao. La opción de probar los ricos helados de esta franquicia en ascenso desde su creación en el año 2002 es una opción más que viable para quien pasee en los días soleados por la zona frente al Guggenheim y el Casco Viejo de Bilbao. Como dos sitios habituales de tránsito en la ciudad, las heladerías Amorino están perfectamente preparadas para que los visitantes puedan darse un auténtico gustazo disfrutando de algunos de los mejores helados de origen Italiano. Con un servicio excelente y una oferta más que adecuada de helados, Amorino es la mejor opción para los visitantes que no pueden evitar refrescarse con un helado después de una agradable jornada de turismo junto al Nervión.

Gelatti Gelatti

Uno de esos locales a los que uno puede volver y volver sin problema. Con una selección de helados que va desde los más convencionales a los más originales y con una carta que adopta para sí algunas de las principales delicias del mundo del dulce. Gelati Gelati ofrece a sus clientes un local a un precio muy considerable con un servicio al cliente atento y responsable que sin duda aporta el buen sabor de boca necesario para repetir la experiencia cuantas veces se quiera. El helado de avellana es uno de los más solicitados y sus precios asequibles hacen sin duda de esta una de las heladerías más a tener en cuenta de todo el recorrido. La variedad de gofres también se encuentra entre las recomendaciones especiales de esta ruta tan dulce.

 

 

Deja tu comentario

11 + dieciseis =